A vueltas con el currículo

Vaya palabra fea, “currículo“, por mucha tilde que le pongamos. Uno de mis proyectos de incubadora desde hace tiempo es organizar actividades y proyectos para el aula, de forma usable en un WordPress, ajustando su acceso a necesidades curriculares específicas, clasificándolos de manera práctica. Sí, un lío y nada nuevo, gustos raros que tiene uno; retomando mi proyecto personal me doy una vuelta por el BOE. Por ejemplo, en matemáticas de 3º de la ESO, los profesores tenemos que programar nuestro trabajo atendiendo a:

  • 7 competencias básicas.
  • 12 objetivos de la Enseñanza Secundaria Obligatoria.
  • Unos 48 elementos de contenidos.
  • 29 criterios de evaluación.
  • 82 estándares de aprendizaje evaluables.

A este listado de cosas a tener en cuenta tenemos que sumar lo que nuestra Comunidad Autónoma regule en su momento, el borrador actual considera:

  • 12 elementos transversales.
  • 11 objetivos para la materia.
  • Propuesta específica de Contenidos.
  • Propuesta específica de criterios de evaluación.

De locos, todo un despliegue que postra mi idea definitivamente en la incubadora y que allana, una LEY más, el terreno a las editoriales de libros de texto, con el apoyo expreso de la administración pública y los servicios de inspección.

Deja un comentario